fbpx

 

Posts @IPDRS

Por primera vez con voz y voto, líderes indígenas de la Amazonía[1] cruzaron el Atlántico para hacer un llamado urgente en el Congreso Mundial de la Naturaleza para proteger la cuenca más grande y biodiversa del mundo que está al punto del colapso debido a extractivismo y proyectos que la están llevando a un punto de no retorno.

Ante cientos de miembros que participan esta semana en el Congreso, organizado por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) en Marsella, Francia, líderes de Coordinadora de las Organizaciones Indígenas de la Cuenca Amazónica (COICA) presentaron una iniciativa mundial para proteger el 80% de la Amazonia para el 2025.

“Queremos que Francia hable al mundo, que Europa se solidarice con la lucha de los pueblos amazónicos. Estamos aquí para defender nuestros derechos colectivos, como respuesta a esta catástrofe sanitaria, ambiental, económica y política que vive el planeta. Estamos aquí para exigir a este Congreso del IUCN que demuestre que quiere salvar la Amazonia. Estamos aquí para traer una propuesta, nuestra moción para que salven el 80% la Amazonia no más allá de 2025. Si se aprueba estaremos garantizando la protección de la Amazonia”, señaló José Gregorio Díaz Mirabal, Coordinador General de la COICA, quien presentó la iniciativa Amazonía por la vida: 80% para el 2025.

Y es que el pasado 29 de agosto, la COICA presentó la Moción “Evitar el punto no retorno en la Amazonía protegiendo el 80% al 2025”, a fin de que los miembros de la UICN apoyen esta meta de conservación como medida para garantizar la integridad del ecosistema, detener la deforestación y el cambio de uso de suelo, y prevenir llegar al punto de no retorno.

“Queremos pedirle al parlamento europeo, a los bancos europeos que no den más dinero para destruir la amazonía porque destruyen el aire, el agua dulce, pedimos a las empresas privadas que no produzcan más carne ni soya porque están tumbando la selva, a la gente le pedimos que tenga conciencia y que no consuman productos que destruyen nuestro planeta no sigan destruyendo la amazonía”, agregó Mirabal.

“Hay pueblos autóctonos en Francia. La destrucción acontece en toda la cuenca amazónica y ocurre también en la parte francesa. El gobierno de Francia debe tomar sus responsabilidades porque somos los mejores combatientes contra el cambio climático, podemos unirnos en este combate. La Amazonia es la mayor selva del mundo. ¡Ya basta del desastre en la selva, por favor les pedimos que se sensibilicen!”, explicó Claudette Labonté, coordinadora de Mujer y Familia de COICA.

Los Territorios Indígenas (que ocupan físicamente 237 millones de hectáreas en la cuenca) y las Áreas Nacionales Protegidas son vitales para proteger la Amazonía. Juntos cubren cerca del 50% de esta región. Casi la mitad (45%) del bosque intacto en el Amazonas se encuentra en territorios indígenas, un área más grande que Francia, Gran Bretaña, Alemania, Italia, Noruega y España combinados

“La Amazonía ya ha perdido el 17 por ciento de su cobertura forestal además, un 7 por ciento de sus selvas tropicales se han degradado. Si la deforestación y la degradación combinadas cruzan el umbral del 20 por ciento, los científicos advierten que el sistema alcanzará un punto de inflexión irreversible que puede traducirse en la muerte regresiva de todo el ecosistema”, explicó Carmen Josse, de la Red de Información Socioambiental Georreferenciada de la Amazonía – RAISG, quien ofrecerá datos científicos que sustentan la emergencia de punto de no retorno y oportunidades de protección de la Amazonía.

“A diferencia de lo que ocurre con las Áreas Naturales Protegidas, los territorios indígenas de la Amazonía carecen de un marco legal para ser protegidos. Hay mucha concesión extractivista. Si bien se reconoce a los territorios indígenas, el subsuelo no. La Amazonía ya tiene 37% de áreas protegidas, pero eso ha demostrado no ser suficiente, no es una meta ambiciosa y debe incrementarse. En los territorios indígenas se ha demostrado mayor efectividad y eso puede ayudar a detener el punto de no retorno”, agregó Josse.

La iniciativa mundial para proteger el 80% de la Amazonía para 2025 fue presentada hoy por los pueblos indígenas que habitan en los nueve países que integran la cuenca. En la declaración se invita a los gobiernos, científicos, ciudades, instituciones financieras y a todos los sectores de la comunidad global que estén dispuestos a actuar por el planeta, a que se unan y apoyen esta propuesta. Al momento ha sido respaldada por 273 organizaciones civiles a nivel global. Para mayores detalles visite el sitio: https://amazonia80x2025.earth/


[1] La Amazonía es la selva tropical más grande y con mayor diversidad biocultural del mundo. Es el hogar de 511 pueblos indígenas, incluidos 66 grupos que viven en aislamiento voluntario y contacto inicial. Son más de 300 lenguas que se hablan en esta vasta región que cubre 9 países (Brasil, Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Venezuela, Guyana, Surinam y Guayana Francesa). La Cuenca alberga un tercio de las especies de plantas y animales de la Tierra y el 20 por ciento del agua dulce. Funciona como el corazón biológico de nuestro planeta: secuestra y almacena grandes cantidades de carbono, regula el clima continental y global, produce oxígeno y lluvia, impulsa los sistemas climáticos, entre otros beneficios.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar