Posts @IPDRS

Para la gestión 2018, el Concurso Anual Alimentos y pensamientos siempre en agenda, propuso como tema de investigación e ilustración Historias de vida que sobreviven la violencia y persecución en el campo en Sudamérica, que intentaba promover la revalorización de las trayectorias personales y colectivas en el ámbito rural, ante la escalada de manifestaciones de represión y castigo a la propuesta, protesta y demanda de mejores condiciones de vida. Se buscó profundizar en la comprensión teórica y empírica sobre los mecanismos que utiliza el poder dominante para señalar, perseguir, violentar, judicializar, agredir a personas, colectivos y comunidades rurales, y cómo estos embates impactan en la vida, acciones y tejidos sociales rurales.

La convocatoria se difundió en el mes de octubre, los trabajos se recibieron hasta el 20 de diciembre de 2018. Según el balance final del proceso, hubo 25 jóvenes concursantes en las dos categorías, distribuidos en 9 ensayos y 9 ilustraciones.

En cuanto a los participantes, en ambas categorías, 36% son de Bolivia, 28% de Colombia, 20% de Brasil, 8% de Argentina, 4% de Ecuador y 4% de Perú. A su vez, 44% de los participantes fueron hombres y 56% mujeres jóvenes.

El Comité de Calificación compuesto por representantes de agencias de cooperación, investigadores, activistas, artistas y aliados del Instituto para el Desarrollo Rural de Sudamérica, evaluó minuciosamente cada uno de los trabajos propuestos. Existe en definitiva una dimensión ética en la que tendremos que detenernos a reflexionar, puesto que los convocados a escribir, ilustrar y concursar, fueron académicos, artistas, pero además, protagonistas de historias y procesos que aún están pendientes, y todavía, despiertan emociones y significados que configuran las nuevas características de la vida comunitaria y rural en Sudamérica.

Al IPDRS y seguramente, a todas las instituciones, agencias y colectivos que se han sumado a esta convocatoria, les resulta satisfactorio, anunciar a los ganadores del concurso en las categorías de Ensayo e Ilustración, que implican además, procesos, resistencias y luchas vivas por la tierra y territorio en toda Sudamérica.

En la Categoría Ensayo se premia un proceso pedagógico que intenta “desencriptar la memoria” de jóvenes que siendo niños, vivieron el despojo y desplazamiento territorial que imponía –y aún- el conflicto armado en Colombia, los autores son los propios jóvenes que en un esfuerzo deciden restituir los fragmentos de sus recuerdos para construir una narrativa propia. Además, se premia el trabajo de investigación sobre los impactos que las megarepresas implican para los territorios y para las mujeres, un texto que muestra una vida atravesada por la lucha campesina y la defensa territorial en un Brasil adverso. Finalmente, se premia la narrativa en primera persona del hijo de una pareja de líderes campesinos peruanos que impulsan el desarrollo propio para la vida rural y sufren los embates de la violencia política a nivel local.

En la Categoría Ilustración se premia la ilustración de mujeres con enunciación propia, en pie de lucha y en franca interpelación de sus roles tradicionales haciendo frente al extractivismo petrolero y al fracking en Bolivia y Perú. Se premia también el acercamiento a las quilombolas y las historias de vida, demanda de tierra y saberes que sobreviven en Brasil; y además, la lucha de las mujeres de la Federación Nacional Campesina del Paraguay que reivindican sus demandas propias. Y finalmente, se premia la lucha cotidiana y la comunidad corporalizada y simbolizada en manos, úteros y rostros en el Brasil.

Muchas gracias a todes los participantes, por su solidaridad y apertura, a su memoria, a su trabajo, a sus inquietudes y luchas por la tierra y territorio.

Descargue el Acta de resultados finales firmada por el Comité de Calificación, PDF.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar